Industrias creativas: ¿Por qué es importante impulsarlas y desarrollarlas?

(Foto: Andina)

Perú
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

Las industrias culturales emplean al 4.36% de la PEA del Perú, un porcentaje mayor que la minería. Además, su desarrollo encaja en los planes de diversificación productiva y en la agenda de mitigación del cambio climático.

 

(Semanaeconomica.com) -POR COLABORADOR EXTERNO / 13 enero 2015 / ESCRIBE FÉLIX LOSSIO (*)

Las industrias culturales emplean al 4.36% de la PEA del Perú, un porcentaje mayor que la minería. Además, su desarrollo encaja en los planes de diversificación productiva y en la agenda de mitigación del cambio climático.

artesescenicas

(Foto: Andina)

El 2014 dejó dos documentos claves para el país: el Plan Nacional de Diversificación Productiva (PNDP), elaborado por Produce a mediados de año, y el Llamado de Lima a la Acción Climática, la hoja de ruta de los acuerdos de la COP 20 realizada en diciembre en la capital. Aunque con focos de trabajo y niveles de acción obviamente distintos, son planes de trabajo que el Perú deberá afrontar durante los próximos años. Y, en ambos casos, las industrias creativas —los sectores usualmente protegidos por derechos de autor: editorial, audiovisual, artes escénicas y plásticas, videojuegos, animación, entre otros— deben jugar un rol protagónico. ¿Por qué y cómo incorporar al sector en el primer documento?

El Plan Nacional de Diversificación Productiva parte de tres premisas y una apuesta sobre nuestra economía actual. La primera premisa es que vivimos desde hace dos décadas una etapa de crecimiento económico sostenido. La segunda, que —como ha sucedido históricamente— este crecimiento se basa en las industrias extractivas. La tercera, que nuestro nivel de productividad es bajo y heterogéneo (desigual), y que hay poco nivel de innovación e institucionalidad, altas tasas de empleo informal y una canasta exportadora poco diversificada. Por ello —ésta es la apuesta— debemos aprovechar la oportunidad económica para ampliar nuestra base productiva y generar riqueza desde otros sectores.

El propósito es “usar los beneficios económicos derivados de los recursos naturales para brindar a la economía peruana una mayor capacidad productiva y transformadora” y, a través de la corrección de “las fallas del Estado y del mercado”, generar tasas de crecimiento sostenibles, aumentar el empleo formal, reducir la dependencia económica de las materias primas, acentuar la transformación productiva y disminuir la heterogeneidad productiva. Para lograrlo se proponen tres ejes de trabajo: promoción de la diversificación productiva, adecuación de las regulaciones, simplificación administrativa y expansión de la productividad.

Las industrias creativas, como nos enseña la historia económica reciente de los países desarrollados, responden perfectamente al llamado del PNDP, por lo cual su inclusión es fundamental. Pero para hacerlo de manera correcta es necesario identificar en detalle la situación actual del sector: la oferta y la demanda, los procesos de producción, el acceso y el consumo, y su potencialidad —sus valores agregados—, en una economía de producción diversificada. Esto es posible a partir de dos acciones: un mapeo de las vocaciones creativas regionales, orientado a conocer la oferta, y una encuesta anual nacional de consumo cultural, orientada a identificar la demanda. Es, en suma, una etapa previa de investigación que genere una línea de base de las industrias creativas peruanas.

EL SEGUNDO PASO
Una vez realizadas estas primeras acciones es posible poner en marcha otras más puntuales —algunas de hecho ya están en camino— que dialoguen directamente con los ejes propuestos. El primer eje tiene por objetivo fortalecer aquellos sectores que evidencian capacidades de expansión y producción, e identifican valores agregados específicos. Aquí la tarea del sector debe ser identificar, capacitar y posicionar a sus actores a través de acciones como incubadoras de negocios creativos o un mercado de industrias culturales peruanas, espacio que permitiría un intercambio comercial y técnico entre creadores, empresarios, productores, y consumidores nacionales e internacionales de cada subsector. Esta experiencia se realiza exitosamente en Argentina desde el 2011, y tuvo una primera edición regional en mayo del 2014 con participación peruana.

El segundo eje busca corregir las fallas del Estado que surgen de su actividad regulatoria para incentivar la promoción de la productividad, la mejora de la rentabilidad y la inversión de las empresas. Aquí podrían impulsarse mecanismos legales de incentivos tributarios a la cultura, así como la Filmcomission Perú, entidad que facilitaría la producción audiovisual y que tendría por doble efecto generar empleo directo e indirecto y promover el país a través de películas, series, comerciales de televisión, etc.

El último eje busca disminuir la desigualdad de la productividad, especialmente amplia entre las regiones. El sector cultura está compuesto en su mayoría por pequeños y medianos emprendimientos que, por la naturaleza de sus actividades, requieren de constante actualización y capacitación técnica, así como de facilidades para el acceso al crédito. Es fundamental entonces promover mipymes culturales y fortalecer las ya existentes, para impulsar una productividad alternativa y menos desigual.

EL ‘VALOR’ DE LA CULTURA
Sabemos ahora, gracias a los “Indicadores Unesco de la Cultura para el Desarrollo” —documento elaborado con el Ministerio de Cultura y presentado en diciembre— que la cultura emplea a 4.36% de la población económicamente activa y genera más puestos de trabajo que la minería. Esta suerte de ‘fábrica sin chimenea’ da empleos, muchos de alto valor agregado, y eleva la productividad sin exigir una extracción masiva de recursos naturales. El resultado es menos carbono, más producción diversificada y más empleo. Su inclusión como política de Estado en el PNDP y en el Llamado de Lima a la Acción Climática es una oportunidad que no debemos desaprovechar.

(*) Ex Director General de Industrias Culturales y Artes del Ministerio de Cultura

TAGS Produce, Ministerio de Cultura, COP 20, Plan Nacional de Diversificación Productiva, Industrias culturales

BLOG COMMENTS POWERED BY DISQUS
¡Bienvenido! Inscríbete por email a nuestro servicio de suscripción de correo electrónico gratuito para recibir notificaciones de noticias, novedades y eventos.