Genette, Figuras III (resumen) - La diegesis, ¿qué es? ¿Relato? ¿historia? y/o ¿narración?

Lingüistica & sémiología
Typography
  • Smaller Small Medium Big Bigger
  • Default Helvetica Segoe Georgia Times

Gérard Genette en su libro Figuras III, Articula viejas ideas sobre el lenguaje literario. Sistematiza los procedimientos renovadores del estructuralismo con mayor solidez. realiza un análisis narratológico: el discurso del relato. Dicho análisis está articulado para aplicarse en la novela de Proust En busca del tiempo perdido.

 GENETTE, G. (1989). Figuras III. Barcelona: Lumen

 

  • Gérard Genette articula viejas ideas sobre el lenguaje literario. Sistematiza los procedimientos renovadores del estructuralismo con mayor solidez.
  • En su libro Figuras III, realiza un análisis narratológico: el discurso del relato. Dicho análisis está articulado para aplicarse en la novela de Proust En busca del tiempo perdido.

Relato, historia y narración

La palabra relato produce cierta ambigüedad. Existen tres planos en el proceso de la comunicación narrativa:

  • Historia: significado o contenido narrativo.
  • Relato: discurso o texto narrativo (el significante).
  • Narración: acto narrativo productor; conjunto de la situación real o ficticia en la que se produce.

(Tanto la historia como la narración necesitan del relato. Así mismo, el relato es tal si da cuenta de una historia, sino no sería narrativo.)

El análisis narratológico es el estudio de las relaciones entre relato e historia, relato y narración, historia y narración. Trata de ver en qué medida éstos se  inscriben en el discurso del relato. Concibe que todo relato es la amplificación de una forma mínima, que es una forma verbal, por lo que funda el análisis sobre la base de conceptos tomados de la gramática del verbo: tiempo – modo – aspecto. Adopta el término voz en lugar de aspecto. Además, establece jerarquías para las estructuras, que aparecen organizadas por relaciones de subordinación y coordinación, desarrollando una verdadera sintaxis narrativa.

Tiempo

Se manifiesta en la relación entre el relato y la historia. Surge una problemática: tiempo de la historia (desarrollo argumental) vs. tiempo en que se cuentan las acciones. De esta tensión surgen tres tipos de distinciones en la organización temporal de lo narrado: orden, discurso y frecuencia.

I. Orden: correlación entre cronología y presentación de acontecimientos. Aquí nos encontramos con:

Anacronías: discordancias en entre el orden de la historia y el del relato. Se puede medir su alcance (distancia temporal que la separa del presente del relato) y su amplitud (duración). Es un relato insertado (temporalmente secundario) subordinado a un “relato primero”. Las hay de dos clases:

    1. Analepsis: evocación de un acontecimiento anterior al punto de la historia en que se encuentra.
      • Analepsis externa: punto de alcance es exterior al ámbito temporal del relato primero. Como, por ejemplo, la herida de Ulises, que se refiere a un episodio anterior de comenzada la Odisea, tienen la función de aclarar o completar información
      • Analepsis interna: campo temporal incluido en el relato primero (riesgo de interferencias). Pueden ser heterodiegéticas u homodiegéticas según introduzcan un contenido diegético distinto al del relato primero o sigan su misma línea de acción. Las homodiegéticas, a su vez, pueden ser completivas / remisiones o repetitivas / evocaciones.
      • Analepsis Mixta: punto de partida exterior, se prolonga hasta alcanzar el relato primero.
    2. Prolepsis: toda maniobra narrativa que consiste en contar o evocar por anticipado un acontecimiento ulterior. Es mucho menos frecuente que la analepsis y, como estas, pueden ser externas o internas. Genette distingue subclases: generalizantes, repetitivas / anuncios, esbozos y falsos esbozos / señuelos.

Acronías: cuando falta la referencia para definir respecto de qué un segmento temporal es una anacronía, por ejemplo, se entra en una indefinición temporal, que contribuye a manifestar la autonomía temporal del relato.

II. Duración: velocidad: relación entre una medida temporal (duración de la historia) y una medida espacial (longitud del texto). Relato isócrono es un hipotético grado 0 de referencia, siempre hay anisocronías. Cada relato tiene un ritmo, es decir, la acción puede mostrarse más o menos rápidamente. Cuatro grandes formas permiten describir la duración:

    • Pausa (TR ∞ > TH): un evento cuya extensión temporal es mínima parece estirarse y no terminar de definirse. Canon típicamente descriptivo (subvertido por Proust).
    • Escena (TR = TH): relación entre la acción y el relato se coordinan. Se desarrollan las acciones fundamentales en un tiempo discursivo equivalente a ellas. El ritmo del canon novelesco alterna sumarios no dramáticos (función de espera y enlace) con escenas dramáticas (concentración de la acción).
    • Sumario (TR < TH): se presentan en el texto los elementos mínimos para desarrollar la acción.
    • Elipsis (TR ∞ < TH): omisión de un segmento temporal. Pueden ser: explícitas (determinadas o indeterminadas), implícitas o hipotéticas.

III. Frecuencia: relaciones de repetición entre relato y diégesis (relación con concepto gramatical de aspecto). La repetición implica una abstracción, es decir, se considera a los acontecimientos solo en su semejanza. Se establecen cuatro tipos de relaciones:

    • Relato singulativo (1R / 1H): contar una vez lo que pasó una sola vez.
    • Relato singulativo anafórico (nR / nH): contar “n” veces lo que pasó “n” veces.
    • Relato repetitivo (nR / 1H): contar “n” veces lo que pasó una vez. (Faulkner, por ejemplo, cuenta lo mismo con variaciones del punto de vista.)
    • Relato iterativo (1R / nH): contar una vez lo que pasó “n” veces. Narración sintética de acontecimientos producidos y reproducidos durante una serie iterativa compuesta por un número determinado de unidades singulares. Genette estudia su especificación (indefinida – absoluta), determinación (definida o no) y extensión (puntual – amplia). Típicamente, segmentos iterarivos aparecen subordinados funcionalmente a escenas singulativas, con una función próxima a la descripción o marco informativo. Falubert y, mucho más radicalmente, Proust subvierten esto (“embriaguez de la iteración”).

Modo

Regulación de la información narrativa de acuerdo con la distancia y el punto de vista.

Distancia: la estudia en función de dos polos:

  • Diégesis (relato puro, telling): el poeta habla en su nombre.
  • Mímesis (imitación, showing): siempre es ilusión de mímesis.

A partir de esto, distingue distintos estados de discurso:

  • Narrativizado / contado: el más distante o reductor.
  • Transpuesto, en estilo indirecto: narrador integra las palabras del otro en su propio discurso, las interpreta en su propio estilo (no da sentimiento de fidelidad). Hay más ambigüedad aun en el estilo indirecto libre, donde no hay verbo declarativo y la confusión respecto del origen del discurso es doble: ¿es pronunciado o interior?; ¿pertenece al personaje o al narrador?
  • Restituido: forma más mimética, el narrador finge ceder literalmente la palabra a su personaje.
  • Inmediato: monólogo interior. Emancipado de todo patrocinio narrativo, el narrador se desdibuja y el personaje lo substituye.

 

Perspectiva: modo de regulación de la información que procede de la elección (o no) de un punto de vista que orienta la perspectiva narrativa. Genette reemplaza el término “punto de vista” por el de focalización.

  • Focalización 0: el narrador no se sitúa desde el punto de vista de los personajes. Es omnisciente (narrador sabe más que el personaje).
  • Focalización interna: “visión con” según Poullion. El narrador sabe lo mismo que el personaje (esta forma encuentra su realización más plena en el monólogo interior). Puede ser fija, variable (Madame Bovary) o múltiple (novelas epistolares).
  • Focalización externa: relato objetivo. El héroe actúa sin que nos sea dado a conocer sus sentimientos o pensamientos.

Alteraciones: según el código de información que rige al conjunto, se puede dar menos o más información: en el primer caso, se trata de “paralipsis”, en el segundo, “paralepsis”.

 

Voz

Un enunciado sólo puede decodificarse cuando se considera a quién lo enuncia y, en que situación lo hace (conceptos de Benveniste).

La instancia narrativa está definida según la posición temporal, lo que da lugar a distintas clases de narración:

  • Ulterior: posición clásica, relato en el pasado.
  • Anterior: relato predictivo, generalmente en futuro.
  • Simultánea: relato en el presente contemporáneo de la acción.
  • Intercalada: relato entre los momentos de la acción (por ejemplo, El extranjero).

Niveles narrativos: umbral configurado por la propia narración. Un acontecimiento contado por un relato está en un nivel inmediatamente superior a aquel en que se sitúa el acto narrativo productor de dicho relato. El primer nivel es el diegético / intradiegético y el relato de segundo grado se ubica en un nivel metadiegético. Este puede mantener distinta clase de relación con el relato primero en el que se inserta:

  • Causalidad directa: función explicativa (¿qué acontecimientos han conducido a la situación actual?)
  • Relación temática, indirecta: no hay continuidad espacio-temporal entre la diégesis y la metadiégesis. Esta relación puede ser de contraste o de analogía (mise en abyme).
  • Propio acto de la narración: desempeña función de diégesis independientemente del contenido metadiegético (por ejemplo, Scheherazade en Las mil y una noches reachaza la muerte a fuerza de relatos).

(Metalepsis: procedimiento de contar cambiando de nivel narrativo.)

Narrador: Genette se encarga de destacar que es una instancia ficticia y que no son equiparables las situaciones de escritura y narración.

  • Relato heterodiegético: el narrador está ausente de la historia que cuenta.
  • Relato homodiegético: el narrador está presente como personaje de la historia. Según el grado de presencia, puede ser protagonista (relato autodiegético) o testigo.

  

Fuente: https://es.scribd.com/doc/253593734/Genette-Figuras-III-resumen

OTRO DOCUMENTO (Complemento del anterior)

LA VOZ: ¿Quién habla o dice? El Narrador.

NARRADOR: categoría narrativa que asume el papel de sujeto de la emisión comunicativa y cuya función esencial es la de contar.

Para clasificar al narrador es esencial determinar si participa o no en la historia.

  • NARRADOR HOMODIEGÉTICO: Es el que forma parte de la historia que cuenta. Usa la primera y segunda personas gramaticales. Puede ser:
    • Protagonista: cuenta su propia historia, el relato es personalizado y subjetivo. El narrador y el protagonista son lo mismo.
    • Testigo: cuenta la historia de otro personaje con quien está relacionado. El relato es personalizado pero no tan subjetivo.
  • NARRADOR HETERODIEGÉTICO: Es el que no forma parte de la historia y cuenta los hechos desde fuera. Generalmente emplea tercera persona gramatical. Tiene mayor objetividad y distanciamiento respecto al relato.

Esquema de la instancias del relato desde  la perspectiva del narrador

Punto de Vista  -  Voz

ACCIONES RELATADAS DESDE EL INTERIOR

ACCIONES RELATADAS DESDE EL EXTERIOR

Narrador presente como personaje en  la acción

El héroe cuenta su historia

El testigo cuenta la historia el héroe

Narrador ausente como personaje de la acción

El narrador analista y omnisciente cuenta la historia

El narrador cuenta la historia desde el exterior

 

FOCALIZACIÓN: Grado de restricción de la información que el narrador muestra respecto de la acción de los personajes.

FOCALIZACIÓN

TIPO

INFORMACIÓN

RELATO

Focalización cero

Omnisciencia

El narrador sabe más que el personaje

Predominó en el siglo XIX

Focalización Interna

Narrador Personaje

El narrador sabe lo mismo que el personaje

Preferente en el siglo XX

Focalización externa

Narrador Objetivista

El narrador sabe menos que el personaje

Preferente en el siglo XX

Novela objetivista

 

 

 

   

¡Bienvenido! Inscríbete por email a nuestro servicio de suscripción de correo electrónico gratuito para recibir notificaciones de noticias, novedades y eventos.